Aranguibel en Unión Radio:”Para los medios privados el problema ya no es la información sino el morbo”

logo unionradio

Alberto Aranguibel sostiene en entrevista con Daniela Zambrano, Adriana Nuñez y Vladimir Villegas, en Actualidad Unión Radio, el 25 de enero de 2013, que en cuanto a la publicación de una foto falsa del Comandante Chávez en el diario El País de España, “El asunto no es si la foto es falsa o no. El problema no es la información, sino quién genera la desinformación. Los medios privados, por su propia naturaleza antidemocrática, han generado esa desinformación. Lo que se demuestra con ese escándalo es cómo ya los medios privados han desbordado el nivel de periodismo ético para caer en el nivel del morbo.”

Oiga aquí la entrevista:

La nueva Venezuela necesita de una nueva comunicación

comunic popular
Aram Aharonian (ALAI AMLATINA, 23/01/2013)

Venezuela asiste a la consolidación de una nueva identidad política, el chavismo, que trata de definir desde sus consensos internos hasta sus diferencias con los adversarios, y a construir un nuevo relato de país, la nueva narrativa de identificación popular –superando definitivamente el del puntofijismo- y señas identificatorias propias.

Las nuevas realidades imponen nuevas estrategias y tácticas y también políticas que mantengan unido el cuerpo social, habida cuenta del fracaso sistemático de la (falta de) política comunicacional. Hay que repensar, desde el chavismo, la forma de información y de comunicación.

El riesgo de desaparición física (o de accionar político directo de Chávez) parece ser oportunidad para abordar desde el chavismo el postergado debate de articular un liderazgo más colectivo donde diversas figuras compartan la vocería mediática. Y para definir una política informativa, teniendo en cuenta que, entre otras herramientas comunicacionales, seguramente llegue a su fin el Aló Presidente.

La nueva etapa comenzó el 8 de diciembre, cuando Hugo Chávez presentó –según palabras del sociólogo Javier Biardeau– su “testamento político”, y cambió la política comunicacional oficial y el manejo sobre la salud del Presidente.

Pero, ¿y la oposición? Hasta ahora, la mayoría de los medios de comunicación comerciales han manejado con un alto grado de irresponsabilidad y perversión la salud de Chávez y la situación institucional del país.

Pese a que las nueva realidad del país impone nuevas estrategias y tácticas, nuevos lenguajes y protagonistas, en el futuro previsible los medios privados prolongarán seguramente sus políticas, sus posiciones, su escogencia de temas y de tratamientos, comportándose como actores políticos y actores con intereses financieros. Son corporaciones mediáticas, no les interesa la sociedad, la realidad y mucho menos la verdad.

Los acontecimientos que se sucedieron en los primeros días de enero parecen haber consolidado tanto el chavismo -por un lado- como la espiral de odio y violencia que se ha apoderado de la oposición, sobre todo en la mayoría de los medios privados, que han mantenido desde el 2001 mensajes y códigos invariables que intentan suplantar a los partidos por los propios medios, y en que éstos asuman paulatinamente los poderes del Estado.

Como difusores de los puntos de vista de propietarios y anunciantes, es improbable que los medios privados modifiquen su mensaje mientras los gremios patronales no cambien su política, es decir, sus intereses, que apuntan al control total del Estado a través de sus circuitos comunicacionales o de políticos manejados por éstos, señala Luis Britto García.

¿Cómo informarán los medios privados de los planteamientos institucionalistas surgidos desde algunos de los principales voceros de la oposición? ¿Los invisibilizarán?

El reordenamiento político

En Venezuela se ha venido produciendo una reordenación del campo político en torno a la figura del presidente Hugo Chávez, superando la conexión directa y la identificación cuasi religiosa entre el líder y buena parte del pueblo.

Muchos siguen declamando sobre el carácter religioso del liderazgo de Chávez y el endiosamiento por parte de sus seguidores, pero muy poco se ha dicho sobre ese extraño fenómeno psicológico de sus detractores que lo ha convertido en el propio Mefistófeles, explicación “científica” de todas las calamidades del país y responsable de todos los vicios de nuestra política, señala el opositor Leopoldo Puchi.

La grave enfermedad crea ansiedad y desequilibrios en el cuerpo social, más aún si se trata de un liderazgo que ha removido las aguas del conflicto social venezolano y en el que se sienten representados vastos sectores populares. La carga emocional, no puede ser ignorada y esta delicada situación política debió y debe manejarse con suma responsabilidad y sensatez por los círculos dirigentes.

Sin embargo, es perturbador que la Conferencia Episcopal abriera el fuego hablando de “una interpretación acomodaticia de la Constitución” y anunciando, como consecuencia, un escenario de violencia. La Iglesia perdió otra oportunidad de jugar un papel de mediación política, como sostén a las instituciones

También hubo apresuramiento desde el oficialismo, hablando de un criterio de continuidad antes de que se expidiera el Tribunal Supremo de Justicia, e, incluso, sembrando dudas sobre la obligatoriedad de convocar a elecciones, en caso de falta absoluta.

Son lamentables expresiones –y campañas- surgidas del antichavismo nacional e internacional, ya que en ningún caso la sentencia puede ser catalogada de “convalidación de una usurpación”, como si la oposición hubiese sido despojada abusivamente de un poder que le perteneciera por derecho. Hasta la OEA sabe que es imposible sustentar que el chavismo sigue en el poder porque ha dado un golpe de Estado: acaba de ganar las elecciones presidenciales del 7 de octubre y las de gobernadores en diciembre.

La derecha regional e internacional aparece con mucha más capacidad de percepción política, más consciente del peligro que supone Chávez, el chavismo y la actual Venezuela. El uso sistemático del «latifundio mediático» a su servicio para desprestigiar a Venezuela es el mejor exponente.

En la última década se han producido hechos relevantes, Sigue leyendo

Oposición contra el pueblo

estar solo

Si algo inteligente hizo Capriles durante la pasada campaña electoral para la Presidencia de la República, fue disfrazarse de socialista. Inmoral, ciertamente, pero inteligente al fin. En sus cálculos tiene que haber sido muy poco rentable intentar alcanzar el respaldo popular ofreciéndole de manera abierta al electorado la infernal fórmula del capitalismo que en verdad promueve la derecha. De no haberse disfrazado de cordero, la derrota de la que fue objeto hubiera sido con toda seguridad infinitamente más aplastante de lo que fue, porque ni siquiera el más urticante antichavista aceptará jamás someterse hoy a las penurias que el nefasto modelo neoliberal genera.

De ahí que la reciente actuación de la oposición desconociendo la legalidad e institucionalidad del Estado, actuación plagada de irracionalidad e irrespeto a la democracia, termine siendo comprensible. Colocarse contra el Gobierno legítimamente electo mediante la votación más alta que haya obtenido jamás gobierno alguno en nuestra historia, atentar contra el Estado desconociendo las decisiones del máximo tribunal, al que acusan temerariamente de guarida de forajidos, como dicen, es sin lugar a dudas una forma inequívoca de lucha contra el pueblo. Pero que se comprende cuando se considera que al no estar ya en campaña, su interés no es en modo alguno la necesidad de establecer la más mínima identificación con las aspiraciones de la gente, sino alcanzar el poder a como de lugar.

Abandonar la sesión solemne de presentación de memoria y cuenta del gobierno ante la Asamblea Nacional, tal como lo hizo de manera insolente un grupo de diputados opositores aduciendo la supuesta usurpación del Vicepresidente, exactamente el mismo día en que una prestigiosa empresa consultora de opinión presenta un informe que da cuenta del casi absoluto respaldo de la opinión pública del país al gobierno bolivariano en el marco de la actual coyuntura política, es por lo menos un disparate, que se explica por el empeño de ese sector contra revolucionario de trabajar en procura de la reinstalación del viejo y desgastado modelo burgués capitalista en el país, pero que pone en evidencia su profundo desprecio a la voluntad popular.

Nada nuevo. Simplemente se comportan como lo que en verdad son.

Aranguibel: “El socialismo debe promover un nuevo modelo comunicacional”

correo del orinoco

AAB Correo

T/ J.P. - F/ Avelino Rodríguez

La libertad de expresión no es que la ciudadanía tenga garantizado el derecho a ver el medio privado de su preferencia, es que pueda tener su propio medio de televisión”, fue el argumento inicial de la conferencia Terrorismo Mediático contra la Revolución, ofrecida ayer por el periodista y analista Alberto Aranguibel, en el Ciclo de Foros Bicentenarios promovido por el Banco Central de Venezuela.

En una dinámica ponencia, Aranguibel detalló cómo el secuestro de la realidad y el carácter antidemocrático de la concepción comunicacional privada se han convertido en los dos principales problemas de los medios de comunicación no solo de Venezuela, sino del mundo.“Durante décadas los medios no han sido utilizados para desarrollar la libertad, sino los capitales, en un proceso constante de creación de percepciones, con la finalidad de generar lealtad al medio y al modelo que garantiza su supervivencia, además de desmovilizar las masas”, explicó el periodista.

En este sentido, indicó que actualmente se presentan dos modelos comunicacionales: el burgués, caracterizado por ser excluyente, injusto, arbitrario, parcializado, antidemocrático e irreal; y el modelo de la liberación de los pueblos, concebido como formativo, solidario, participativo, humanista, cultural y de gran calidad. Mediante la proyección de diferentes productos audiovisuales, Aranguibel analizó los verdaderos objetivos planteados por los grandes intereses del poder capitalista en los medios de comunicación.

Asimismo, explicó como la Revolución liderada por el presidente Hugo Chávez llegó para romper con estas cadenas comunicacionales, al promover la construcción de la política, la cultura y el pensamiento crítico, y crear espacios en los medios para el debate nacional. Aranguibel sostuvo que el rol del nuevo modelo de la comunicación debe estar orientado a servir a todos, no servirse de todos, para así responder a la nueva realidad social y política de nuestro país, y fortalecer la construcción del sentido de la identidad nacional.

Aquí la edición impresa:

http://www.correodelorinoco.gob.ve/wp-content/uploads/2013/01/CO1207.pdf

Aranguibel en Unión Radio: “En el ámbito internacional la oposición está hoy más sola que la una”

logo unionradio

Alberto Aranguibel sostiene en entrevista con Anahí Arizmendi, en Actualidad Unión Radio el 17 de enero de 2013, que “en este momento la oposición venezolana está más sola que la una en el ámbito internacional”, dada la falta de respaldo en su llamado de intervención contra Venezuela ante instancias internacionales.

Oiga aquí la entrevista completa: