Dialogo de guerra

maduro pazPublicado en Últimas Noticias el 08 / 03 / 2014

Nadie en su sano juicio podrá aceptar jamás como casualidad que las acciones de terrorismo urbano desatadas por la oposición bajo el nombre de “guarimbas” aparezcan en el país justamente cuando el Presidente constitucional de la República convoca a todos los sectores de la sociedad para iniciar un plan de diálogo nacional.

La casi infinita diversidad de razones argumentadas por los manifestantes en contra del gobierno, llevan a concluir inevitablemente que en realidad las protestas que originan esas guarimbas no tienen ninguna justificación o razón de ser, como han querido presentar de diversas maneras los medios de comunicación privados del país y del mundo, como no sea la de acabar con el proceso de diálogo.

No es la falta de harina de maíz, ni la escasez de mantequilla o de papel tualé, lo que determina la furia desatada de unos grupos incendiarios contra su propia gente en las urbanizaciones de clase alta del país justamente en este momento. Esa escasez existe desde hace meses por obra y gracia de un sector empresarial que hace esfuerzos gigantescos por frenar a como de lugar el proyecto revolucionario, ante lo cual el gobierno ha demostrado claramente su disposición a defender sin ambages los intereses de la población.

El enemigo de la derecha es el Presidente de la República. Ellos han querido deslegitimarlo para sacarlo del poder desde el momento mismo de su indiscutible triunfo electoral el año pasado.

Un proceso de diálogo como el que el Primer Mandatario ha emprendido como parte la propuesta inclusiva de su gobierno, que desde un primer momento convocó a la lucha de todos los sectores contra la violencia y en función de la paz, atenta directamente contra quienes pretenden lograr la deslegitimación del gobierno para asaltar el poder e instaurar un gobierno de corte neoliberal que acabe con todo lo hecho por el proceso bolivariano, precisamente porque dicho diálogo comprende el reconocimiento de Nicolás Maduro como Presidente por parte de los representantes de las instituciones, gremios y demás sectores del país.

De ahí que la guerra declarada por la ultra derecha en pro de la ingobernabilidad no sea sino un evidente reconocimiento al innegable avance que va alcanzando la revolución en la medida en que Maduro va madurando.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s