Oposición desfasada

Por: Alberto Aranguibel B.

Si algo determina hoy la confrontación política no son las diferencias ideológicas que dice la derecha tener con el chavismo, sino el desfase que ella padece en la comprensión de la realidad del país. Lo que al examinarse en detalle evidencia que sus protestas no son en verdad contra el gobierno sino contra ella misma.

La demostración de ese desfase cognoscitivo de la oposición es perfectamente verificable en todo lo que hace la militancia opositora con los logros de la Revolución.

A nadie le gusta más un vehículo Chery que a un opositor. A todos ellos es usual verlos pavoneándose por las calles con su Chery nuevecito. Pero no hay un solo carro de esos que haya sido fabricado por Capriles, Guevara o por María Corina.

Todos han sido fabricados por el gobierno que quieren derrocar (porque según ellos no serviría para nada) para poner en la presidencia a cualquiera de esos expertos en inutilidad.

Todo cuanto han despreciado de palabra en el chavismo es exactamente lo que más les agrada de la vida. Pero mucho, muchísimo después de haberlo repudiado.

Como los Claps, por ejemplo, esos que buscan hoy como víboras en celo por todo el territorio nacional para llenar su alacena de productos al precio justo que antes odiaban.

Un eterno lleva y trae con la simbología patria, que va desde el desprecio más rabioso hasta la más estrambótica adoración, les impide decidirse entre las siete estrellas de su bandera o las ocho de su cachucha insignia. Incluso acerca de quién (según ellos) pudiera ser el auténtico Padre de la Patria; el que escondieron en un sótano durante el Carmonazo, o el que aplauden cuando Lilian Tintori se pone el traje del Libertador.

O lo que les pasó con Chávez, al que odiaron hasta desearle la muerte, y por el cual hoy claman añorando lo buen presidente que era.

Pero la rabia de toda su vida como antichavistas contra la avanzada Constitución revolucionaria del 99 y el amor frenético de ahora por la misma, es en verdad el desfase más revelador y hasta trágico.

Deja ver claramente, que con toda seguridad dentro de unos veinte años serán ellos los más ardorosos defensores de la Constitución que surja de la Asamblea Nacional Constituyente a la que hoy se oponen.

Mientras eso llega, intentarán seguir incendiando el país para impedir su aprobación.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s