Masoquismo militante

Por: Alberto Aranguibel B.

No existe en el mundo ningún sector político o movimiento social cuya militancia desprecie a sus dirigentes como desprecia y repudia la militancia de la oposición venezolana a los suyos.

Ese comportamiento, que perfectamente pudiera denominarse “síndrome del sinsentido”, es el resultado de una excepcional recurrencia opositora en el fracaso a lo largo de casi un cuarto de siglo en su propósito de hacerse del poder en Venezuela. Persistencia que ha llevado al opositor común del país a sentirse militando cada vez más en una corriente política cultora de la derrota como único baluarte tangible.

Para el opositor promedio es hoy difícil determinar si ese odio a sus propios líderes es mayor que el que siente hacia el chavismo. Las más de las veces es superior, pero la idea de estar haciendo lo correcto (porque esos mismos líderes los han adoctrinado en la cultura del odio por encima de cualquier racionalidad) neutraliza todo atisbo de sensatez en la masa opositora.

Por ese odio que les ha sido inoculado han aprendido a despreciar el perfil de la figura del gran líder de masas (al que considerarán siempre un peligroso engendro comunista, venga de donde venga) por lo que eligen a figuras sin ninguna condición para el liderazgo, por lo general muy mediocres y sin capacidad alguna para el desempeño político o para la conducción de masas. 

La lista de incompetentes escogidos por la oposición para enfrentar al chavismo es hoy por hoy lo más parecido a la lista de repitientes del peor colegio que pueda existir. Todos, sin excepción, terminan abucheados con la mayor furia por esa militancia que alguna vez los encumbró al máximo nivel dirigencial, que los aplaudió y los alabó frenéticamente hasta la saciedad, para luego asquearse de ellos sin solución alguna de continuidad.

Pero, de quién es la culpa de que esos líderes, incompetentes, mediocres, ineptos y sin sentido alguno de la responsabilidad, lleguen a donde llegan y hagan fracasar a la oposición como tan persistentemente lo hacen.

¿Quién se cegó siempre a las evidencias de esa mediocridad?

¿Quién alentó con sus obsesos aplausos y sus intensas campañas de idolatría por las redes sociales a ese liderazgo opositor espurio, irresponsable y pérfido, que hoy repudian en la oposición?

Nadie más que los mismos que hoy repudian a todos los que están al lado de Juan Guaidó en la tarima, pero adorando al autojuramentado, exactamente igual a como adoraron antes a esos que ahora están a su lado.

¿Cuándo se percatarán de que éste no solo es igual, sino que es peor que todos los anteriores?

@SoyAranguibel

Un comentario sobre “Masoquismo militante

  1. Tengo centenares de amigos de la oposición y manifiestan exactamente lo que usted tan asertivo acá escribe, y ellos… en su Odio inoculado, siempre y acostumbrados a palabras tan grotescas hacia los chavistas alimentando cada vez más Ese odio y digo acostumbrados xq las dicen sin ningún remordimiento o temor a Dios, lo cierto es que ahora he podido escucharlos decirlas a sus propios líderes y en silencio y sorprendido me preguntó para mí Si hay un despertar en estas personas, no se puede y no es lógico exigir q halla una intervención militar que traerá solo muertes y muertes…

    Me gusta

Responder a Jhon Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s