El imbécil abandono

Por: Alberto Aranguibel B.

A falta de un instrumental ideológico medianamente presentable, la derecha suele apelar a la dramatización para tratar de influenciar a su audiencia y hacerla permeable a su perversa propuesta neoliberal.

El drama que durante décadas montó el imperialismo norteamericano aterrando a la humanidad con la amenaza que supuestamente representaba el modelo soviético instaurado en Rusia, solo ha sido capaz de ser superado por una ridiculez de similares o mucho más desquiciadas proporciones, como lo del “peligro” que representaría hoy para la seguridad del mundo el jaqueo de las computadoras del Pentágono por parte de uno que otro cibernauta ruso.

Que Estados Unidos continúe a estas alturas intentando atemorizar a la gente con ideas pueriles y descabelladas cada vez más parecidas a los delirantes e irreales argumentos de la filmografía del espionaje de ficción a la que nos tiene acostumbrados Hollywood, es por lo menos ridículo.

Pero la vergüenza no parece ser el rasgo más sólido ni para los políticos de la derecha ni para las corporaciones mediáticas que les hacen el coro tratando de instaurar como valedera esa desquiciada hipótesis del “coco” ruso.

Siguiendo los pasos de sus mentores, la derecha venezolana hace alarde de la misma imbecilidad con la que actúan los zafios estrategas del norte, urdiendo expedientes cada vez más demenciales y ridículos para tratar de acabar con la revolución bolivariana e intentar destituir mediante argucias de raterismo político al presidente Nicolás Maduro.

Como sacados del pote de basura de las oficinas de la MUD, retoman acusaciones desahuciadas, es decir; mil veces desmontadas por el chavismo, como lo de la nacionalidad del primer mandatario, haciendo siempre más bulla que cabuya y sin importarles en lo más mínimo el inevitable ridículo que de manera inexorable harán sin llegar a engañar jamás ni al más despistado de los venezolanos.

La idea de pretender “posicionar” mediante cuatro gritos destemplados en la AN su tesis del “abandono del cargo” por parte del Presidente, cuando es la oposición misma la que ha incumplido como nadie en el país con sus obligaciones laborales en todos los cargos públicos bajo su responsabilidad, además de un melodrama fatuo e insustancial, no puede ser sino un acto de imbécil cinismo.

Aranguibel en Vladimir a la 1: “Las colas son producto de la lógica capitalista de la especulación”

El analista Alberto Aranguibel se refirió este miércoles en el programa “Vladimir a la 1” que transmite Globovisión, a las colas que padece hoy el pueblo en busca de los alimentos y artículos de primera necesidad, considerándolas un fenómeno producto de la lógica capitalista de la especulación y de ninguna manera derivadas de política alguna del gobierno nacional.

Si algo está afectando hoy a la economía -dijo- es la perturbación creada a partir de la guerra desatada por sectores especuladores de la empresa privada que creyeron que con la muerte del Comandante Chávez se podía dar rienda suelta a la desenfrenada elevación de precios que desde ese sector siempre se ha perseguido.

En su reflexión sobre el impacto político que estas colas podrán tener sobre las elecciones de parlamentarios a la Asamblea Nacional este fin de año, el analista expresó su convencimiento del triunfo de las fuerzas revolucionarias “porque el pueblo cada día se da más cuenta de que el verdadero causante de esas colas son los que han desatado esta guerra contra nuestra economía, a la vez que constata que su redentor en medio de este padecimiento es el Presidente Nicolás Maduro”

En estos dos (2) videos la entrevista completa:

Oposición apocalíptica

– Una oposición que no logra atajar su propia desintegración, defenestra a su propio Secretario Ejecutivo, nombra a otro que no acierta con ninguna actividad de calle por él propuesta, clama al mundo que es mayoría luego de perder 4 elecciones en fila pero llama de nuevo a elecciones… Nadie entiende por qué tanto disparate y Roberto Hernández lo explica con proverbial claridad –

Por: Roberto Hernández Montoya

Golpe, abolición de la Constitución, destitución de cargos de elección popular, allanamientos, torturas y matanzas el 11, el 12 y el 13 de abril de 2002. Ocupación militar de Plaza Altamira durante meses. Paro empresarial, cierre de la principal industria de la nación, cuantiosas pérdidas para un país pobre. Guarimbas en 2004, convocatoria de un referendo revocatorio que resultó confirmatorio.

No pretendo un recuento exhaustivo porque son tantas catástrofes que muchas se me van a escabullir. Solo presento una muestra para delinear la clase de oposición que tenemos, que busca siempre la tragedia, el apocalipsis, el fin de mundo y luego lo niegan. Pero terminan siempre como el parto de los montes, luego de tanto aguaje acaban pariendo un ratoncito, según la fábula de Esopo. Si acaso. Son lo que popularmente se conoce como pura pérdida, porque nadie gana nada, salvo los que llenan sus bolsillos de dólares por la perversa pendejera gringa de tumbar gobiernos solo porque se puede, aunque no gana nada, como en el Medio Oriente y en Ucrania. No siembran ni una matica.

Causan inmensas pérdidas, como en las guarimbas de 2014. Mataron a 43 personas, degollaron, incendiaron, casi incineran a más de 80 inocentes de menos de cinco años en un preescolar.

Afortunadamente son de una ineptitud rayana en la locura. Así elige el Imperio su guardia, desde Bush hasta Capriles. Ignorantes y de una brutalidad épica, causan asombro con su empanada con carne por dentro y sus conspiraciones urdidas en Cuba hace 15 días. Si tuvieran un poquitín de habilidad quién sabe dónde estaríamos. Henry Ramos Allup es con mucho el único inteligente, menos mal que no hacen caso a ese talento sin probidad.

El presidente Nicolás Maduro presentó un vídeo en que un cabeza frita llamado José de Jesús Gámez habla de cómo hay que encrespar las colas, instigar saqueos, que metan un perdigonazo a una viejita, «escoñetar» y fingir que son pacíficos para engañar al mundo. Es un mentepollo más, como Saleh, como los hermanitos Alonso, como Orlando con sus avioncitos, lo que ya es malo, pero hay peor: la dirigencia opositora guarda un silencio atronador sobre Gámez, quien por cierto no está guardando silencio en prisión…

Son los virus apendejeados de las vacunas: inmunizan contra peligros reales.

Raul Bracho: Papel tualé; preámbulo del golpe a Allende

pinochet

“No hay carne güevón, no hay pollo güevón, ¿Qué chucha pasa güevón?”

Por Raul Bracho / http://vulcano.wordpress.com/

Quienes me conocen saben que siempre he repetido en estos 14 años de revolución bolivariana la frase: “El día que no tengamos papel para limpiarnos el culo, tendremos un golpe en puerta”. Llegó ese día a Venezuela.

¿Por qué yo repetía esta frase?

Porque lo viví en el año 1.973 en aquel Chile de Allende, en sus semanas finales.

Empezó a escasear la carne, el pollo, el aceite y el papel higiénico. Las marchas de los fascistas, de Patria y Libertad entonaban esta consigna: “No hay carne güevón, no hay pollo güevón, ¿Qué chucha pasa güevón?”

Esta estrategia que hoy se aplica a nuestra revolución no la inventó Capriles, ni la inventó Lorenzo Mendoza y menos Fedecámaras, es un guión traído del golpe fascista que derrocó a Salvador Allende en 1.973 y fue ordenado por el presidente Nixon: “¡Haremos chillar la economía chilena!

El 4 de Septiembre de 1.970 Salvador Allende, candidato del Partido Socialista, ganó las elecciones en Chile junto a la Unidad Popular (UP), con una propuesta socialista y revolucionaria, un primer intento en nuestra América para una revolución pacífica. Los ojos del mundo asombrados vimos como el pueblo podía derrotar a la oligarquía en un proceso electoral, lo que desde hace 14 años hemos logrado en Venezuela al triunfar Chávez en 1.998 y que abrió paso a otras victorias electorales en nuestro continente. Yo, junto a otros camaradas me fui a Chile entonces. Viví el fragor de las luchas, las calles llenas de pueblo, el ardor revolucionario inmenso y viví también el resto de mi vida con la claridad terrible de ver al fascismo de Pinochet acabar, asesinar y barrerlo todo, por eso escribo hoy a quienes me siguen y no me siguen, a mis camaradas chavistas y los de oposición, se que ninguno de nosotros como patriotas somos fascistas. Hay que detener este golpe fascista que hoy se cierne sobre nuestra revolución.

En la misma medida en que Allende comenzó a expropiar la propiedad privada y pasarla al Poder Popular aumentaba el ataque imperialista contra Allende y su proyecto socialista.

Parte de la sistematización de aquellos años nos refrescarán la memoria:

“En los días posteriores a la estrecha elección de Salvador Allende como presidente de Chile el 4 de septiembre de 1970, Henry Kissinger sostuvo una serie de conversaciones telefónicas urgentes4 sobre «cómo hacerlo» en Chile. «No permitiremos que Chile se vaya por el desagüe», le dijo Kissinger en una de esas llamadas al director de la CIA, Richard Helms, quien le respondió «Estoy contigo».”

“El 15 de septiembre, durante una reunión de quince minutos en la Casa Blanca a la que asistió Kissinger, el presidente Nixon instruyó al director de la CIA, Richard Helms, en cuanto a que la elección de Allende era inaceptable, ordenando a la agencia actuar con su ya conocida frase «Haremos chillar a la economía chilena», como lo registró Helms en sus apuntes”

Otras de sus causas fue el boicot económico promovido por la oposición para desestabilizar al gobierno, caracterizado por el cierre de empresas, los paros de transportistas, la destrucción y ocultamiento de productos para generar desabastecimiento, entre otros. Así como el bloqueo económico impuesto por los Estados Unidos, cortando las líneas de crédito, bloqueando las cuentas de Chile en EE.UU. y presionando a las instituciones financieras para no invertir en Chile, como represalia por la nacionalización del cobre.8 Por ejemplo, según el académico francés Christian Delois a raiz de la presión de Estados Unidos, de los 270 millones de dólares destinados a Chile en 1972, solo recibió 32.”

En los meses finales la oligarquía logró un descontento en las clases medias y las clases populares no afectas a Allende, con esa capacidad que hoy vemos en Venezuela de hacer creer como culpable del desabastecimiento al propio gobierno revolucionario que es atacado fieramente por las clases pudientes de la oligarquía.

Traigo a la palestra estos recuerdos del Chile donde conocí el fascismo.

A solo horas de que triunfara esta escalada, desde la ventana de mi habitación escuchaba los bombardeos que la aviación realizaba sobre las barriadas revolucionarias, veía como el Estadium se llenaba de presos afectos a Allende, ese mismo donde asesinaron a Víctor Jara y vi pasar infinidad de camiones 350 repletos de cadáveres por la calle Huérfanos con Teatinos, donde quedaba mi residencia.

Que no tengamos papel higiénico no podrá ser nuevamente la puerta para un genocidio. ¿Cómo hacérselo entender a todas y todos en mi patria? Nunca un golpe fascista dará felicidad sino solo a los OLIGARCAS y toda esa parte de la población que los sigue y apoya ciegamente, serán víctimas una vez sus “héroes” logren su perversa victoria. Un PINOCHET en VENEZUELA incendiaría el continente.

La UNIDAD que pidió Chávez es para que no ocurra este mismo final.

Apoyemos a Maduro, hay que ser estrategas e impedir que siga en progreso esta campaña perversa que es golpista. Maduro tendrá como desarmarla y devolver a nuestra economía la estabilidad que impida más descontento y confusión.  Eso está primero que nada como objetivo fundamental de la lucha, parar el fascismo y promover la conciencia de clase social en nuestro pueblo.

¡Chávez VIVE, la lucha SIGUE!!!

JVR: La conjura: lenguaje y práctica

si-vienen-saldremos

Por José Vicente Rangel /foto Fidel Vásquez

Avanza en el país el golpe continuado -o la “conspiración permanente”, en el lenguaje de François Mitterrand. Es como la hiedra, planta que trepa lentamente los muros. Por ahora la situación está a nivel de conspiración, con la intención de desembocar en el golpe, una vez que los dirigentes de la conjura consideren dadas las condiciones para actuar. ¿Cómo ejecutar la acción? Los preparativos marchan a buen ritmo y los dirigentes de la aventura se identifican con más nitidez.

2 Ahora bien, lo cierto es que los venezolanos no se dejarán conducir otra vez al matadero como pendejos. Ya se salieron con la suya los protagonistas del 11-A -así el recuerdo duela a los asaltantes de la Constitución-, y no podrán repetir, impunemente, aquellos infames acontecimientos. Porque Venezuela cambió de verdad. Es lo que ellos no entienden. No lo creen, o, en el fondo, lo desprecian. Nunca hicieron la autocrítica del fracasado golpe de Carmona, en el que todos participaron. Sobre las causas reales del desastre. Lo atribuyeron a fallas en la conducción. A que Fedecámaras, un organismo empresarial desacreditado, la asumió. O a la inexperiencia política del usurpador. Se autoengañaron entonces, y lo siguen haciendo porque la arrogancia les vela la mente. En un contexto diferente al actual, con un Gobierno con poca experiencia, sin el desarrollo institucional que hoy tiene el país, los sectores comprometidos con el golpe, con recursos infinitamente superiores, sin embargo fracasaron. Lo cual ocurrió por una razón fundamental: subestimaron la capacidad de respuesta del pueblo y de la Fuerza Armada.

3 Pero insisten en el error, que para ellos no es tal. Son los mismos de ayer. Nombres e intenciones. Basta con recurrir a las publicaciones de la época, fotos en los diarios, reportajes de televisión, para ver cómo se repiten los rostros. Los principales protagonistas en la calle, Capriles y López; en Miraflores -durante la juramentación vergonzosa de Carmona-, reiteran con desparpajo y arrogancia, la actitud que les permitió destacar en esas sórdidas jornadas. Actualmente traman lo mismo. Se mueven en el país y en el exterior con un mensaje letal. Contactan militares y recurren a asesorías publicitarias que trabajan a base de infamias. Es el retrato en familia del pasado, ahora actualizado. Con el discurso de siempre: sedicioso, ofensivo contra las instituciones, desconocedor del Estado de derecho. Insultante. Escatológico. Con apoyo mediático similar al que funcionó el 11-A para divulgar el operativo: la marcha, la celada artera y cruenta frente a Miraflores y el remate con el intento de asaltar la sede presidencial.

4 Quien difiere de ellos es agraviado soezmente. Hombre o mujer. Ciudadano común o en cargos públicos. En la mira están: Tribunal Supremo, Ministerio Público, Defensoría, Contraloría General, Consejo Nacional Electoral, Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb), y, por supuesto, miembros del Ejecutivo y Legislativo (salvo los suyos). Los integrantes de las instituciones son unos vendidos, enchufados, corruptos, incondicionales. Lenguaje y práctica marchan juntos. Es indispensable bombardear con discursos virulentos, destruir reputaciones, desmoralizar y socavar instituciones. ¿En función de qué? De preparar el terreno para el asalto final, que no es otro que ¡el golpe! Como lo pronosticó el ex candidato el pasado 1º de mayo cuando dijo: “El Gobierno tiene los pies de barro y en cualquier momento se cae”. ¿Tendrá ya la fecha? Y algo más: el pasado lunes. Por la noche, la nueva directiva de Globovisión recibió a Aveledo, Borges y Medina, quienes con arrogancia afirmaron que “el país puede cambiar en cinco meses”. ¿Confirmación de la “conspiración programada” y el “golpe continuado”?

Laberinto 

– Pregunta ingenua: ¿por qué los virulentos ataques contra los compradores de Globovisión y silencio absoluto respecto a quien vendió el canal? Nadie obligó a Zuloaga a venderlo. Lo hizo porque quiso, y por una buena suma de dinero. Los indignados con la operación comercial podrían pensar en Judas y los 30 denarios…

-A propósito, el abogado de la empresa, el mismo de los anteriores dueños, afirma: “Muchos de los que opinan sobre la nueva línea editorial del canal de noticias no conocen la totalidad de los hechos”…

-A la Conferencia Episcopal Venezolana le preocupa -lo expresa en un comunicado que publica el semanario “La Iglesia Ahora”- la extrema necesidad que tiene la institución para encontrar el vino adecuado, debido a la falta de divisas para importarlo. Recomienda caldos argentinos y chilenos de buena calidad porque los franceses, españoles e italianos son costosos. Firma: monseñor Freddy Fuenmayor Suárez, obispo de Los Teques, presidente de la Comisión de Liturgia (sin comentario)…

-Según Capriles, “depende del Tribunal Supremo la solución del conflicto político que vive el país”. Es decir, que el difamado TSJ, agredido a mansalva, descalificado como institución -al igual que todos sus miembros- por el ex candidato, carga con la responsabilidad de resolver la crisis que a diario él alimenta. También olvida que dijo, restándole autoridad y legitimidad al TSJ para decidir sobre la impugnación del resultado electoral del 14-A, que lo hace pero con la intención de recurrir luego a la internacional. ¡Quién entiende al personaje!…

-Se reactiva en el Ministerio Público el caso de una dama con figuración social y mediática, presuntamente implicada en tráfico de influencia en una dependencia oficial hace algún tiempo…

-El lenguaje de la derecha es igual en todas partes. Ejemplo: Álvaro Uribe, amigo y defensor de los líderes de la derecha venezolana, sostiene ante el acuerdo de La Habana entre el Gobierno colombiano y las Farc que devuelve a los campesinos las tierras usurpadas por terratenientes y paramilitares, que “el presidente Santos premia a los asesinos con el acuerdo sobre el agro”. Claro: Uribe está ligado a ambos sectores. Ejemplo: el representante Iván Cepeda introdujo una acusación en contra del ex presidente ante la Comisión de Acusación de la Cámara del Congreso colombiano por su vinculación con el general Santoyo, su jefe de seguridad, extraditado a EEUU y declarado culpable por sus vinculaciones con los paramilitares.…

-Las aguas del malestar social y político se agitan cada día más en España. El desempleo se incrementa semana a semana (7 millones de parados); la inflación se dispara; las cuentas del Estado no cuadran; las autonomías se rebelan; los bancos se hunden, pero los banqueros salvan sus fortunas; la gente pierde sus viviendas; instituciones como la monarquía y los partidos crujen. Con lo cual la opción de la derecha, el PP y Rajoy, fracasa estrepitosamente. Se trata del modelito que propone la oposición en Venezuela. Buen espejo para mirarse…

-Unos cuantos desearían, para salir del chavismo en el país, un “general de las tinieblas”, como José Rafael Videla, el genocida que acaba de morir en Argentina. Lo prefieren a Cristina. En eso coinciden con la derecha argentina, que de nuevo anda en aventuras…

-La campaña contra Diosdado Cabello cruzó la línea roja. Recuerda lo que pasó con el fiscal Danilo Anderson. Fue satanizado en forma tal que lo colocaron en la mira de los asesinos. Hasta que consumaron el abominable crimen. Diosdado y los organismos de seguridad del Estado tienen que estar muy alertas…

-Farsantes: ofenden y mienten como les da la gana, y al mismo tiempo denuncian que no hay libertad de expresión en Venezuela…

-Lo de Colombia: mezcla de provocación caprilera con ¿”ingenuidad” de Santos?