Analistas opinan sobre coyuntura política nacional en “Vladimir a la 1”

Los analistas políticos Carmen Fernández, Jesús Seguías y Alberto Aranguibel, comparten impresiones sobre el acontecer político nacional con el periodista Vladimir Villegas en su programa “Vladimir a la 1” transmitido por el canal de noticias Globovisión el 04 de agosto de 2016.

Fuente: Globovisión

Anuncios

Aranguibel en Vladimir a la 1: La oposición es la menos interesada en la liberación de Leopoldo López

globovision aranguibel

Globovisión- Según Alberto Aranguibel, analista, la oposición está cometiendo un error político al hacer uso indebido de su poder al frente del Legislativo. “Estan tratando de torcer la ley para crear una nueva versión del estado desde la óptica burguesa”, aseveró.

En su entrevista con Vladimir Villegas, manifestó que la oposición ha convertido el Hemiciclo en una “gallera”.

Calificó de vergonzante el contenido de la Ley de Amnistía y conminó a los venezolanos a analizar a quien beneficia esa ley y su articulado.

En materia económica señalo que Venezuela no vive la catástrofe que quieren hacer ver desde los medios de comunicación. A su vez afirmó que están (la oposición) adelantando un proceso comunicacional para posicionar en el debate político, no la salida del presidente, sino como será dicha salida.

panorama aranguibel

Panorama- Alberto Aranguibel, analista político, sostuvo este miércoles que la oposición maneja un interés comunicacional con la propuesta de salida del Presidente Nicolás Maduro y que hace uso indebido del poder legislativo “Ellos dan como decidido cómo que se va y eso un error más de la oposición que creo que está haciendo un uso indebido de algo que para ellos debiera ser muy valioso desde el punto de vista político que es su arribo al control del Poder Legislativo”.

Asimismo manifestó que la oposición ha convertido el Hemiciclo en una “gallera” al tiempo que calificó de vergonzante el contenido de la Ley de Amnistía y conminó a los venezolanos a analizar a quién beneficia esa ley y su articulado.

Comparó la situación de la Asamblea Nacional con la de el Congreso de los Estados Unidos, el cual es, en su mayoría, opositor al presidente Obama “Barack Obama tiene todo lo que lleva en su segundo periodo con todo el congreso en contra y no hay esa gallera”

El analista aseguró que están tratando de desviar las leyes del estado e ir en contra del oficialismo, “Están tratando de torcer la ley, cómo para tratar de crear desde la asamblea una nueva versión de lo que debe ser el estado desde la óptica burguesa, es decir un estado antichavista”

“No está planteado un estado chavista, sino de justicia e igualdad social que planteó el chavismo, empezando por el comandante Chávez” manifestó el analista.

“El poder legislativo es una oportunidad valiosísima que no es para la retaliación, no es para la confrontación y mucho menos para las jugarretas al interno político” recalcó Aranguibel

Aseguró que se está avanzando en el modelo democrático que se ha construido “nosotros estamos en presencia de algo sumamente normal, que es que haya la pluralidad política desempeñándose en las instituciones del estado, cada quien de acuerdo a sus posibilidades a sus logros, a su conquista de respaldo popular que haya tenido, eso es perfectamente democrático y eso es lo que estamos viendo, eso lo reconoció el presiente Maduro en el instante mismo que se emitió el boletín del Consejo Nacional Electoral, cuando dijo que efectivamente se reconocía el triunfo de la oposición, eso al hacerlo el presidente Maduro le está dando una señal que aquí no había la dictadura que ellos decían que había desde hace 16 años”.

“Aquí no estamos al borde de ningún llevadero catastrófico como lo han querido poner, aquí hay cola si efectivamente, hay una gran penuria pero el pueblo sabe quién es el responsable de eso” subrayó.

@SoyAranguibel

La Semana Venevisión del 31 de agosto de 2013

semana VV_1

El programa “La Semana Venevisión” del 31 de agosto de 2013, contó con la participación de los moderadores de los espacios radiales “Más Allá de la Noticia“, Jesús Rivero Bertorelli, y “Sin Tapujos“, Alberto Aranguibel B. En esta oportunidad el análisis de la noticia en dicho programa versó sobre la crisis política generada por el intento de magnicidio develado por los cuerpos de inteligencia venezolanos, la injerencia del expresidente de Colombia Alvaro Uribe en esos planes de acabar con la vida del presidente Nicolás Maduro, la situación de la salud en el país, la grave crisis social en Colombia, así como la confrontación entre la oposición y el chavismo de cara a las elecciones del próximo 8 de diciembre.

Vea aquí el programa completo:

Así habla un revolucionario

No me arrepiento… lo volvería a hacer

Por: Isaías Rodríguez (Ex Fiscal General de la República)

No tengo odio. Ni una pizca de resentimiento. Ni un pedacito así, de ojeriza contra nadie. Sin embargo he recibido odio. Mucho odio. Es más, me han expuesto a eso que llaman “el odio público”.
Han escrito en portales que soy asesino, homosexual. Que soy “esto” y “lo otro”. ¡No es verdad…! ¡No he matado a nadie! ¡Nada tengo contra los homosexuales, pero mi tipo no es otro como yo! Por lo demás, soy lo que ven, “esto” y nunca “lo otro”.
Me han llamado ladrón y no he robado nunca. Ni siquiera cuando -durante treinta y dos años- fui abogado en ejercicio.
No tengo enemigos. Por lo menos, en mí nadie ha tenido, ni tiene, ni tendrá un enemigo. Existen quienes se convirtieron en mis adversarios y en mis opositores. Que les vaya bien… Los indulto.  No guardo rencores. Ni aborrezco, ni desprecio a nadie…
Soy responsable de mis afectos y mis desafectos. Los asumo integralmente. Pero por favor no me coloquen los de otros. Ya tengo bastante con quienes no me soportan. No me facturen hechos y actos que no he cometido jamás.
¡Si, claro que si, tengo ideas y muero por ellas! Eso no es nuevo. Siempre ha sido así. Quienes me conocen lo saben y, por ello, entiendo cada vez menos a quienes insisten en que debo probarlo. Quien alegue lo contrario que lo pruebe. No es cosa mía. Prueben que no tengo ideas y que no soy capaz de morir por ellas.
No humillo, ni achico a quienes no piensan como yo. No pido, ni doy indulgencias. No absuelvo, ni pido absoluciones. ¡Respondo! ¡SI, respondo!
Soy humano. Me equivoco de la misma manera como lo hacen quienes me juzgan. Amo profunda y desprendidamente. ¡Déjenme decirles a riesgo de parecer ridículo que a todos nos guían grandes sentimientos de amor! Lo dijo el CHE… y para mi es palabra cierta.
Amo lealmente. No fielmente. Soy capaz de hablar con quien me mata un hijo. Es un hecho público. Lo dije una vez siendo Fiscal General de la República Bolivariana de Venezuela.  Nadie lo contradijo. Lo he demostrado a lo largo de mi vida y de mis actuaciones.
Nunca he respondido con insultos a quienes me han atropellado. Pedí para los golpistas respeto a sus derechos. A los humanos y a los no humanos. No me arrepiento. Lo volvería a hacer.
Creo en la bondad, en la belleza, en la dignidad y en la justicia. Lo he demostrado con actuaciones y comportamientos. Ha sido sin embargo insuficiente para apagar las tirrias y malquerencias que he despertado en muchos de quienes he ayudado y protegido.  Y también en otros que entre suspicacias se acreditan como mis mejores compañeros de lucha. ¡A estos últimos los entiendo porque la política sigue siendo aldeana! ¡A los otros no porque les viene de su condición humana!
Juro solemnemente que he defendido de palabra y acción a mis adversarios, cuando los han calumniado o vituperado injustamente.  He dedicado buena parte de mi tiempo a buscarle sentido a la vida. Y si la sabiduría es encontrarnos a nosotros mismos soy uno más de sus abnegados seguidores.
Soy impulsor de verdades. Otros tienen legítimamente las suyas. Creo en un ser humano nuevo. No en un ser humano sin defectos. No, creo en alguien que no sea un hombre o una mujer probeta. Alguien que no sea una caricatura estrecha del socialismo.  Alguien que debe estar siempre en perfecta relación dialéctica con el pueblo.
Creo en los que me leen y en todos aquellos a quienes leo. Creo en la virtud de quienes estudian. Y en la lucha sin tregua y sin descanso por la fe, la esperanza y la libertad de los más humildes. Sin que eso signifique echar en el cesto de la basura a quienes no son capaces de entender la fe y  la esperanza, porque aun no saben que perpetuamente se debe amar al prójimo como a ti mismo.